La convergencia tecnológica: Blockchain y la Inteligencia Artificial

15/07/2020 56

La brújula

Desde hace pocos años la tecnología nos permite el intercambio de idiomas. Podemos viajar tranquilos, a pesar del desconocimiento de múltiples idiomas ya que tenemos el soporte necesario en nuestro bolsillo. Al mismo tiempo podemos aprenderlos independientemente de donde estemos gracias a estudiarlos con hablantes nativos a través de aplicaciones móviles.

Estamos preparados para crear herramientas que nos permiten tele-comunicar entre diversas culturas creciendo en conocimiento y en sabiduría, más allá de nuestro conocimiento del vocabulario, la gramática y las expresiones de un idioma.

Estamos en el siglo en el que enseñamos comunicación a máquinas, en el que conseguimos que las máquinas se expresen naturalmente incluso en comunicación no verbal. Pero George Bernard Shaw nos indicaba que “el problema más grande de la comunicación es la ilusión de que ha tenido lugar”, estamos en una era en la que velozmente las palabras son etiquetas a las que asociamos nos solo conceptos, también ideas, opiniones y confusión.

Estamos en el siglo en el que enseñamos comunicación a las máquinas y conseguimos que se expresen naturalmente.

Precisamos una brújula. Precisamos ir a la raíz, precisamos la etimología para orientarnos y profundizar en la comprensión del concepto de convergencia tecnológica relacionando etiquetas como Blockchain y Inteligencia Artificial que representan conceptos tan complejos y a la vez tan populares.

La observación, la biología y la meteorología.

La palabra convergencia es un término que deriva del latín, exactamente es fruto de la suma de los siguientes componentes: el prefijo “con-”, que es sinónimo de “completamente”, el verbo “vergere”, que es equivalente a “inclinarse”, el elemento “-nt-”, que significa “agente”, y el sufijo “-ia”, que se usa para indicar “cualidad”. Es decir, hablamos de la cualidad de ser agente para inclinarse completamente, o confluir en un cierto lugar o estado.

Asociamos a la palabra convergencia el concepto dependiendo del contexto. En biología, hablamos de la convergencia evolutiva para conceptualizar los fenómenos evolutivos de las especies para “resolver” un mismo problema planteado en nichos ecológicos diversos, separados, en los que cada una sobrevive y a los que necesita adaptarse.

El hecho de que exista evolución convergente, en una característica, en biología puede ser considerado como una pequeña prueba natural de que esa característica es una solución que puede resultar especialmente adaptativa en determinados entornos o que, incluso, podemos razonar que sólo esa solución es válida en la naturaleza para un determinado problema.

Como si dos civilizaciones humanas ancladas en unas islas muy lejanas la una de la otra, cuando quieren salir de sus respectivas islas llegan a la misma solución: crear una balsa con troncos secos. Convergen en la misma idea sin haberse comunicado entre ellas, sin espiar a los vecinos de la otra isla.

Así, viendo la similitud entre la dentadura humana y la dentadura de la especie de pez, común en el mar Caribe, y en el golfo de Méjico llamado sargo chopa (Archosargus probatocephalus), podemos concluir que este tipo de dentadura es una solución eficaz para especies que con ella pueden alimentarse de diferentes elementos para los que necesitan poder machacar con fuertes muelas o arrancar con los incisivos.

Esta dentadura es un rasgo adaptativo para especies cuya historia evolutiva les “ha conducido”, “confluido”, “inclinado completamente” a ser omnívoros.

Si seguimos observando, en la ciencia de la meteorología, reflexionamos sobre los fenómenos de convergencia y divergencia. Para aumentar la calidad y la precisión de una predicción meteorológica, se precisa saber analizarlos y analizar la dinámica que poseen, cómo afectan al tiempo y cómo podemos reconocerlos.

Cuando dos corrientes de aire horizontales se encuentran, se produce la convergencia, la congestión del aire en una determinada zona como consecuencia de su desplazamiento, como si una calle de 4 carriles, de repente pasa a tener sólo 1 carril, por lo que aumentamos el tráfico en la zona, y lo contrario, cuando hay dos carriles y de repente, comienzan a haber más carriles, en este momento los vehículos comienzan a separarse y se reduce la congestión, la divergencia, debido al movimiento de las masas de aire, éste se dispersa y da lugar a zonas con muy poco aire.

Hablar de la dinámica que tiene el aire en la atmósfera nos lleva a hablar de la presión atmosférica. En una zona donde existe divergencia del aire, nos encontraremos con una reducción de la presión atmosférica, el aire siempre tiende a ir a la zona donde tiene menos presión para ocupar los huecos, y estos movimientos de aire podrán dar lugar a un ciclón o sinónimo de mal tiempo.

En la zona donde hay una convergencia del aire, tendremos mayor presión atmosférica y, por lo tanto, la existencia de un anticiclón, es decir tendremos un buen tiempo.

En el ámbito de la tecnología, del software y del hardware, nos inspiramos en los conceptos de convergencia en la biología y en la meteorología, para definir la convergencia tecnológica de dos grandes grupos de tecnología de la información Blockchain y de Inteligencia Artificial.

Hablar de Blockchain, es hablar de arquitectura digital basada en una red de nodos mallada descentralizada con software que permite transmitir de forma sistemática, secuencial, y encriptada a todos estos nodos una misma cadena de información.

En el ámbito de la tecnología, del software y del hardware, nos inspiramos en los conceptos de convergencia.

Hablar de IA, es hablar de tecnología con modelos para analizar, clasificar y hacer predicciones a partir de datos, con la característica de que estos modelos pueden mejorar (aprender) con el tiempo a medida que reciben nuevos datos, para obtener información.

La calidad de los datos es la clave, los modelos serán efectivos si los conjuntos de datos se actualizan con datos recientes y relevantes. Hablar de convergencia tecnológica, en este caso, en una primera aproximación, será concluir que, si los datos son fundamentales para la efectividad de IA, y Blockchain permite el intercambio seguro de datos colaborativamente, un intercambio honesto, transparente, en de red de confianza, Blockchain permite que se compartan con una mayor seguridad, más datos, antes de que IA extraiga información de ellos.

Si la convergencia tecnológica nos puede llevar a varias interpretaciones, como son la de enlazar servicios o productos tecnológicos mediante un mismo dispositivo, o la de definir la capacidad de enlazar distintas bases tecnológicas que han evolucionado desde raíces diferentes pero que pueden dar solución a un mismo problema, la convergencia tecnológica de Blockchain y IA la interpretamos como la posibilidad de confluir estas tecnologías para crear el perfecto anticiclón de una telecomunicación de conocimiento y de sabiduría.

La calidad de los datos es la clave, los modelos serán efectivos si los conjuntos de datos se actualizan con datos recientes y relevantes.

Una telecomunicación tangible, honesta, y transparente, entre humanos, y respondiendo a George Bernard Shaw, una comunicación deshaciendo la ilusión de haberla tenido.